Promoting and protecting the health and safety of all Idahoans
Español    Idaho.gov    About Us    Contact Us  

View Article

  


Idaho CareLine: En Idaho, marque el  2-1-1 o 800-926-2588

(English)

Preparando la Comida para el Bebé

Extensión Cooperativa de la Universidad de Maine (University of Maine Cooperative Extension) Boletín #4309

Con un poco de planificación y con una licuadora, un tenedor, un colador, o un molino, usted puede hacer comidas para su bebé en casa. La comida casera para bebés también le puede ahorrar dinero y es tan nutritiva, sino más nutritiva, que la comida para bebé enlatada. La comida casera también ayuda a que el bebé se acostumbre a los alimentos que la familia consume.

Usted puede hacer purés de frutas y verduras cocidas. Use las frutas y verduras cocidas sin añadir sal, azúcar, ni grasa. El puré se hace al pasar comida a través de un colador o molino para que los alimentos salgan con una textura suave y blanda.

Algunos alimentos, como los bananos maduros, pueden ser machacados con un tenedor y no necesita cocerlos. Tal vez sea necesario añadirle un poco de líquido (como fórmula, leche de pecho o agua) a otras comidas molidas para obtener la consistencia adecuada para su bebé.

También puede moler frutas y verduras enlatadas o congeladas. Cuando use frutas y verduras enlatadas y procesadas comercialmente, lea la etiqueta de los ingredientes. Asegúrese de que no está agregando extra azúcar, sal o grasa a la dieta de su bebé. También puede encontrar otros aditivos innecesarios en los alimentos enlatados o congelados.

La comida casera para bebés también le puede ahorrar dinero y es tan nutritiva, sino más nutritiva, que la comida para bebé enlatada.

Otras frutas comunes que se pueden preparar en casa son los bananos maduros machacados y la compota de manzana; también puede usar las ciruelas pasas, cocidas y molidas.

Las peras frescas o los melocotones de temporada también se suavizan, cocidos y molidos. Las verduras frescas que pueden ser preparadas en casa son las papas, calabazas de invierno (winter squash), camotes, arvejas, espárragos y ejotes.

Más tarde, cuando el bebé tenga entre los 8 y los 11 meses, usted puede alimentarlo con los alimentos que comen en la mesa. A esta edad, su bebé puede mover la lengua de lado a lado y podrá usar una cuchara con su ayuda. El bebé también comenzará a masticar la comida con sus dientes nuevos y a alimentarse con los dedos. Con su ayuda, el bebé también puede usar una taza.

A esta edad, trate de alimentarlo con fruta machacada o picada, verduras cocidas suaves o machacadas; puré de yema de huevos; carne o pollo molido; frijoles y arvejas cocidas y molidas; requesón (cottage cheese) o cubitos de queso; pan de rodaja; galletas saladas; y jugo en una taza.

Consejos para Hacer Comidas Caseras para el Bebé

  • Trabaje bajo las condiciones más sanitarias posibles.
  • Lave sus manos con agua caliente y jabón, restriegue, enjuague y seque sus manos con una toalla limpia antes de comenzar a preparar la comida para el bebé, antes de alimentar al bebé y después de cambiar su pañal.
  • Restriegue todas las superficies de trabajo con agua caliente y jabón.
  • Restriegue todos los utensilios con agua caliente y jabón y enjuáguelos bien.
  • Prepare las frutas y las verduras frescas lavándolas, pelándolas y quitándole las semillas.
  • Prepare la carne quitándole todos los huesos, el pellejo, el cartílago y la grasa.
  • Cueza los alimentos, cuando sea necesario, a que hiervan en una ollita tapada con un poco de agua hasta que se ablanden. La cantidad de agua es importante porque mientras menos agua usa, mejor se conservan los nutrientes en la comida.
  • Usted puede deshacer los alimentos en una licuadora, en un procesador de alimentos, en un molino, con una cuchara o tenedor. Muela los alimentos duros. Parta la comida en trocitos pequeños o en rodajas delgadas. Quítele las semillas a las frutas.
  • Pruebe si está suave frotando un poquito de comida entre su dedo índice y pulgar. Agregue un poquito de líquido como fórmula, agua o jugo de fruta para obtener la consistencia deseada.
  • Si no va a usar la comida molida de inmediato, refrigérela pronto.
  • Para congelar la comida: póngala, ya fría, en una bandeja para hacer hielo y cúbrala con papel de aluminio. Cuando se haya congelado, guarde los cubitos en un recipiente en el congelador.
  • Para calentar la comida congelada, póngala en un recipiente a prueba de fuego y ponga este recipiente en una ollita con agua caliente.  
  • Cuando cocine para la familia, recuerde de apartar la porción para el bebé antes de agregar las especias. Los bebés casi no necesitan sal o azúcar.
Pregunta: ¿Debo de evitar ciertos alimentos si yo hago la comida del bebé en casa?

Respuesta: No le debe dar al bebé muchos vegetales altos en nitratos, como el betabel, el bróculi, el repollo, las zanahorias, el apio, la lechuga, la espinaca y los nabos. Los nitratos, que ocurren naturalmente en estos vegetales, se pueden convertir en nitritos, los cuales se unen al hierro en la sangre y se hace difícil llevar oxígeno. Esto puede causar que la piel se ponga azul y dificulte la respiración. Sírvale solamente porciones de una o dos cucharadas por comida.

Descongelando y Calentando la Comida del Bebé

Aquí le ofrecemos algunas sugerencias sobre cómo descongelar y calentar la comida del bebé.

La comida congelada la puede descongelar en el refrigerador o en el horno microondas. Pero recuerde, los alimentos que han sido descongelados no los debe de volver a congelar.

Usando la Estufa: Para calentar la comida, póngala directamente en una ollita y poco a poco caliéntela a fuego bajo, batiendo a menudo. Pruebe la temperatura de la comida antes de dársela a su bebé.

Usando el Microondas: El horno microondas calienta los alimentos de manera dispareja y concentra el calor en ciertos lugares. La comida puede estar caliente por dentro y fría por fuera. Por eso es importante batir la comida bien para evitar quemaduras. Aquí le ofrecemos otros consejos:

  • Cubra el recipiente con algo que es seguro en el microondas, no con una envoltura plástica.
  • Mueva la comida y dele vuelta al recipiente a menudo mientras se calienta.
  • Deje que la comida repose por unos minutos; bátala bien y pruebe la temperatura antes de dársela a su bebé.
  • No se recomienda que caliente carne molida en el microondas. Las áreas calientes en la carne pueden quemar a su bebé.
  • Para calentar otras clases de alimentos use un recipiente apropiado para usar en el microondas o el jarrito abierto de comida para bebé

Los Utensilios Necesarios para Preparar Comida para Bebé

Un colador: De malla fina. Usted puede presionar los alimentos en el colador con una cuchara. Puede usarlo para jugos, frutas y verduras suaves, pero no para carne.

Cucharas, tenedores y un majador de papas: Use estos utensilios para moler alimentos suaves, como la mayoría de frutas enlatadas, yemas de huevo, bananos y papas, a la consistencia deseada.

Los molinos: Si aún no tiene un molino en su cocina, usted lo puede comprar en una tienda de cocina. Hay molinos especiales para preparar comidas para el bebé y los puede encontrar en la sección para bebés de los almacenes. Usted puede usar el molino en la casa o cuando viaja. Los molinos más grandecitos son útiles cuando prepara carnes suaves y ambos molinos pueden ser usados para moler frutas cocidas, verduras y frutas frescas suaves.

Una licuadora: Su licuadora puede ser muy útil para preparar la comida para su bebé. Los alimentos que prepara para su familia pueden ser licuados para dárselos a su bebé o los puede congelar para usar más tarde. También considere las licuadoras manuales por su versatilidad.

Las bandejas plásticas para hiel Use las bandejas de hielo para congelar la comida extra que prepara para el bebé. Después de que se congela, quite los cubitos de comida y póngalos en un recipiente en el congelador.
 

Recetas de Comidas Caseras para Bebés 

Puré de Frutas

1/2 taza de fruta recién cocida o enlatada en casa, o ciruelas pasas secas cocidas (sin azúcar) (Use manzanas, peras, melocotones, nectarines, albaricoques o ciruelas)

2-4 cucharaditas de líquido (agua, fórmula, jugo de fruta sin endulzar — ningún cítrico)

Quítele la cáscara y las semillas a la fruta. Pase los ingredientes por un colador, o póngalos en un molino o en la licuadora hasta que estén suaves. Sirva o congele. Congele por no más de 1 mes.

Deliciosa Fruta Fresca

3/4 taza de fruta madura sin azúcar (melocotones, nectarines, peras o albaricoques sin cocer)

1 cucharada de jugo de fruta sin endulzar (ningún cítrico) 

Quítele la cáscara y las semillas a la fruta. Muela los ingredientes en un molino o en la licuadora hasta que estén suaves. Sirva o congele. Congele por no más de 1 mes.

Mezcla de Verduras

1/2 taza de verduras frescas cocidas, congeladas o enlatadas sin añadir sal (papas, camotes, ejotes, arvejas, zanahorias, calabacitas)

2-4 cucharadas de líquido (fórmula o agua)

Ponga a cocer las verduras frescas o use verduras congeladas o enlatadas sin sal o especias (lea los ingredientes en la etiqueta). Muela los ingredientes en un colador o molino. Si lo desea más ralo agregue líquido o fórmula. Usted también puede poner las verduras y el líquido en una licuadora hasta que queden suaves. Sirva o congele. Congele por no más de 1 mes.

Nota: Después de que muela bien cada vegetal, usted puede combinarlos así: las papas con zanahorias, las papas con ejotes, las zanahorias con arvejas.

Compota de Manzana

1 manzana mediana

4 cucharadas de jugo de piña

Pele, parta en trozos y quítele las semillas a la manzana. Cósala con el jugo de piña hasta que se suavice. Muela hasta que tenga una consistencia suave.

Bananos

El banano maduro se puede moler o machacar y dárselo directamente al bebé.

Su Combinación Favorita
(para bebés mayores de 8 meses)

1 taza de carne cocida y picada (sin grasa) 

1/2 taza cocida de arroz, papa, fideos o macarrones

2/3 taza de verduras cocidas y picadas

3/4 a 1 taza de líquido (fórmula, caldo o agua)

Combine y muela los ingredientes hasta que queden suaves. Sirva o congele por porciones. Si congela, use dentro de 1 mes. 

Nota: Si prepara combinaciones como esta, déselas al bebé solamente después de haberle dado cada alimento por sí solo más de una vez.

Carne o Pollo
(para bebés mayores de 8 meses)

1/2 taza de carne cocida (trozos pequeños de pollo, carne de res, pavo o cerdo)

2-4 cucharadas de caldo o fórmula

Cueza la carne (sin grasa ni pellejo) a fuego bajo en un poco de agua. Muela la carne con el líquido hasta que quede suave. Sirva o congele. No congele por más de un mes.

Puré de Yema de Huevo
(para bebés mayores de 8 meses)

Hierva a fuego lento un huevo por 15 ó 20 minutos. Quítele la cáscara. Saque la yema y macháquela con 1 cucharada de fórmula o agua, hasta que quede suave. Sirva o congele. No congele por más de 1 mes.

Nota: Use solamente la yema. Evite darle clara de huevo al bebé hasta que cumpla 1 año de edad para evitar problemas con las alergias. Use la clara de huevo que sobra en los platillos para la familia, en ensaladas o emparedados.

Natilla Cremosa
(para bebés mayores de 1 año)

3 yemas de huevo

2 cucharadas de azúcar

2 tazas de leche tibia

Mezcle las yemas con el azúcar. Agregue la leche y mezcle bien. Cueza a fuego bajo, batiendo continuamente, hasta que se espese un poco. Refrigere. Use dentro de 2 ó 3 días.


Por Nellie Hedstrom, especialista en nutrición en la Extensión. Revisoras: Kathleen Savoie y Jane Conroy, educadoras en la Extensión.

Para más información, llame a la oficina de su condado de la University of Maine Cooperative Extension. El artículo fue reproducido y traducido al español por el Centro de Información sobre la Niñez Temprana del Departamento de Salud y Bienestar de Idaho, con el permiso de. Estas páginas son actualmente mantenidas por la Oficina de Comunicaciones de la Extensión Cooperativa de la Universidad de Maine. Envíe sus comentarios, sugerencias o preguntas a www-questions@umext.maine.edu.  


Recursos Adicionales

  (Nota: Usted encontrará estos artículos en diferentes página de internet. Use el botón "Página Anterior" cuando termine y quiera regresar a ésta página.)

www.fightbac.org — El compañero de la Educación de Seguridad de Comida es una grandiosa asociación publica-privada creada para reducir la extensión de la enfermedad que es portada en comida, al educar a los Americanos de la práctica de manejar comida segura. (Este vínculo aún no está disponible en español.)

cyfernet.ces.ncsu.edu/cyfdb/browse_2pageAnncc.php? — Sitio de Web de la Red Nacional para el Cuidado de Niños tiene una amplía variedad de información.  (También disponible en español.)

www.nutrition.gov — Un nuevo recurso federal, provee acceso fácil a toda información en línea de gobierno federal sobre nutrición. Este recurso nacional hace el proceso de obtener información del gobierno sobre nutrición, comer saludable, actividad física, y comida segura, sea fácilmente accesible en un solo lugar para muchos Americanos. (Este vínculo aún no está disponible en español.)

www.tinytummies.com — Un boletín mensual sobre comida y nutrición para familias que hace el dar de comer a niños fácil, divertido, y es dedicado para ayudar a padres y niños que disfruten de comida saludable y de una buena nutrición para toda la vida. (Este vínculo aún no está disponible en español.)

www.eatright.org — La sociedad Americana de Nutrición provee recomendaciones diarias sobre nutrición. (Este vínculo aún no está disponible en español.)

www.navigator.tufts.edu/ — La Universidad Tufts reúne sitios web sobre nutrición con respecto a contenido, uso e información confiable sobre nutrición. Es una forma excelente de encontrar información sobre nutrición para una variedad de grupos (padres, niños y adultos). (Este vínculo aún no está disponible en español.)

www.homefoodsafety.org/ — Esta página le proporciona información útil en cómo prevenir intoxicación de comida en el hogar. (Este vínculo aún no está disponible en español.)